top of page

Espectadores de la plena en Tito Matos Fest

Actualizado: 13 jun 2023

La voz de un niño me hizo acelerar mis pasos y recorrer con prisa los pasillos del lugar al que llegaba en Santurce. Ya había comenzado su taller para la niñez en un área física designada como el Titonario: un emblemático espacio dentro de una escuela rescatada por la comunidad santurcina en la calle Loíza contigua al barrio Machuchal conocida como Taller Comunidad La Goyco. El niño se llama Marcelo, tiene nueve años, es el hijo del recordado artista y gestor cultural, Tito Matos. Marcelo, con voz firme y elocuente repetía instrucciones “tienen que estar pendientes de marcar el ritmo, por eso vamos a practicar primero con este grupo de la izquierda y luego con el de la derecha, así estaremos listos para arrancar”. Me convertí en espectadora de su taller de plena para la niñez y recordé que ha pasado más de un año desde que dejé de ver físicamente a Tito, el plenero mayor, percusionista cangrejero y apasionado de los cambios sociales. Su consigna “nos quitan el país” resuena al oído.


Foto de actividad en honor a la vida de Tito Matos.
Tito Matos Fest en honor a la vida y su legado.

No imaginé que participaría de un evento en honor a su vida y su legado. Por ello presenciar a Marcelo fue interesante. Cada participante escuchaba con atención las instrucciones y sugerencias del niño. La magia se logró cuando el grupo pudo producir los ritmos de la plena articulando el toque de las manos contra cada pandero acompañado del canto. Se hacía realidad el sueño de Tito, el trabajo en colectivo. Pude analizar que el género de la plena depende de las manos y voz en sincronía. Es una analogía del trabajo que ha desempeñado La Goyco a través de unir manos y esfuerzos tras veinte proyectos cohabitantes en ese espacio rescatado que incluye talleres de artistas. Los proyectos van de la mano de múltiples actividades comunitarias que se han organizado para ofrecer: ferias de salud y artesanía, noches de Cine, noches de Jazz, clases de música, talleres de arte, sesiones de baile, lectura de cuentos, entre otros.


El día transcurría hacia la tarde y las personas nos adaptábamos al calor con paciencia porque la agenda se iba cumpliendo al darle espacio a una presentación titulada La Comida del colectivo teatral Agua, Sol y Sereno. Observar su dinamismo y mensajes fue todo un ejercicio de conciencia social.

Exposición titulada Nadie es perfecto, lo importante es superarse de José Luis Gutierrez.

La noche se asomaba. Pudimos disfrutar de NeoDIVEDCO Cuatro. Son producciones independientes de documentales cortos como parte de la actividad Santurce es Ley, enfocados en la cotidianidad de Santurce. Los cortos fueron la antesala a la presentación del documental Tito Matos ¡Ahora Sí!: antes y después de la plena. Un documental dirigido por la cineasta Noelia Quintero Herencia. Cada segmento del documental estaba impregnado de la fuerza de Tito. También, quedó manifestada la nostalgia como expresión intrínseca de su interés en la preservación de la cultura puertorriqueña. Este segundo festival que abre la exposición titulada Nadie es perfecto, lo importante es superarse de José Luis Gutiérrez, pondera el trabajo de muchas voluntades que lo hicieron posible.


Recordemos que desde La Goyco reside La casa de la plena como epicentro de ese espacio rescatado, que impulsa a la plena en respuesta a los cambios convulsos sociales que hemos vivido desde siempre, y que hoy se dan a conocer desde la inmediatez del consumismo mediático digital. Tito y la plena son materia madura de la lucha por la justicia social desde una comunidad que a su vez representa muchas comunidades en fractal a través de todo Puerto Rico, en virtud de lograr el bienestar colectivo y el mejoramiento de la calidad de vida. El documental está disponible en la siguiente dirección https://youtu.be/2mf8C6f9GSY.


Mariely Rivera-Hernández- La autora es investigadora independiente, educadora, podcaster y fundadora de ChangeMaker Foundation.

51 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page